viernes, 28 de octubre de 2011

MICRORRELATO: Cuestión de anatomía

Constituyen pandemia aquellos que relacionan el mal de amores con las afecciones cardíacas. Resulta evidente que ésta es, como mínimo, una gran inexactitud. Lo reconozca o no, todo el mundo sabe que cuando ama (o desama) no es el corazón el afectado, sino la boca del estómago, que recibe ese amargo cosquilleo.

2 comentarios:

Felisa Moreno dijo...

Y qué razon llevas, nada de corazón, es el aparato digestivo el que se resiente al completo.
Muy bueno tu micro, gracias por visitar y comentar en mi blog. Saludos.

Pedro López Manzano dijo...

Muchas gracias a ti, Felisa.
Por pasarte por aquí y por tu comentario.
:)

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...