miércoles, 12 de enero de 2011

Midiendo aceros: Historia de los mejores duelos con espada del cine

Hay pocas cosas que tengan más encanto que un duelo a espadas entre dos aguerridos combatientes. En una novela suele ser uno de los puntos álgidos, y son obligados ya no solo en los duelos de la actualidad (Sapkowski, Martin, Rothfuss, Abercrombie, ... o Pérez-Reverte o Negrete), sino de referencia en los mejores folletines, que con el permiso de Homero, probablemente los hicieron parte del imaginario colectivo del lector. ¡Gracias Dumas!

Sin embargo, aunque cuando tengo delante de mí este tipo de narración reconozco que se dispara mi velocidad de lectura, difícilmente se me ponen los pelos de punta como lo hacen cuando estoy viendo una buena lucha en una película, sobre todo si es en el cine. No se si será la melodía épica de fondo, el rechinar de las espadas chocándose entre ellas, o con violencia contra los escudos, o con mayor probabilidad que es un terreno en el que el dinamismo inherente a la imagen en movimiento, vence al de la palabra escrita. Y es sin duda gracias al cine que ya no solo tan gratos momentos forman parte del imaginario colectivo, sin exclusividad para los lectores.


Pues he descubierto, gracias a una nueva seguidora de Cree lo que quieras (gracias, Ángeles), un estupendo artículo de Israel Sánchez Vicente, dividido en dos partes, sobre los duelos a espada a lo largo de la historia del cine. Por supuesto no puedo hacer yo otra cosa que no sea pasároslo a vosotros.

En la primera parte del mismo, Cine de espadas 1: el espadachín clásico, nos ilustra acerca de la evolución, desde el cine mudo, con el mítico Douglas Fairbanks, hasta la edad de oro del género, hablando no solo de películas y actores, sino también de escenas o entrenadores, y haciendo una parada justa en mi idolatrado Akira Kurosawa.

Os dejo con el que para muchos es el mejor duelo a espada rodado jamás, y no los culpo, es sencillamente genial. Se trata del duelo final de El prisionero de Zenda, correspondiente a esta época dorada:





Impresionante, ¿no? Es uno de los tres o cuatro que más me gustan, junto a los de Scaramouche y Ivanhoe, si bien este último no es a espadas.

En la segunda parte del artículo, Cine de espadas 2: el nuevo acero, habla sobre la decadencia lógica tras el momento dorado y el posterior resurgimiento, hasta el estado del arte actual.

No me resisto ahora a enlazar uno de los más originales duelos entre espadachines de los últimos años, el de la fantástica película fantástica Stardust, un combate diferente para una magnífica película. Si no la habéis visto, no reproduzcáis el vídeo, que es próximo al final, todo un spoiler.




Y ya que os pongo vídeos, es obligatorio referir una entrada en blogdecine.com: Grandes duelos a espada en el cine, una heterogénea compilación de magníficos enfrentamientos. Os recomiendo el primero, aunque en realidad ninguno tiene desperdicio (advierto que el artículo tiene un tiempo, por lo que quizá algún video esté offline, mas es muy fácil de encontrar en youtube).

Y ahora pregunto yo: ¿cuál es vuestro duelo favorito, literario y/o cinematográfico?

4 comentarios:

Ángeles dijo...

De nada, Pedro. Es un placer.
En cuanto a duelos literarios, me quedo siempre con el primero que leí, hace ya demasiados años: En "El capitan Blood" de Rafael Sabatini entre el capitan Blood y Levasseur.
Cinematograficos? ufff hay muchos muy buenos. Tirando así de memoria recuerdo una escena de Basil Radbone, haciendo de malo, en un banquete medieval. lo tengo grabado en la memoria, pero no se que película es. Seguro que sabras enseguida decirme el título.
:))))

Pedro López Manzano dijo...

Pues bien puede ser el de Robin de los Bosques, la obra maestra de 1938. El bueno, Errol Flynn. El malo, Basil Rathbone:

http://www.youtube.com/watch?v=CXqCccpHn5I

¿Es ése? Me encanta. Y me hace pensar, ¿en cuántos de estos duelos hay escaleras de por medio?

El cuentacuentos dijo...

Convencí a un estupendo alumno de 3º de la ESO (bueno, él puso mucho de su parte, aunque no fuera un alumno muy destacado por sus calificaciones) para que leyera La Odisea con el siguiente diálogo:

-¿Te gustó el combate a espada de Aragorn con los Nazgul en El Señor de los Anillos?
-Pues claro. Es buenísimo.
-¿Sí?
-Sí.
(Pausa dramática, mirada intrigada del alumno.)
-Pues yo conozco uno mejor.
-¿Sí? ¿Cuál?
-El de Aquiles y Héctor. El mejor combate de espadas que se ha escrito nunca.

(Luego me dio un poco de reparo y le puse en la mano La Odisea en lugar de La Iliada. Él fue quien se la acabó.)

Ángeles dijo...

Ese es. Es grandioso. Y no recordar que es de Robin Hood.....

También era bueno en estos lances Burt Lancaster.

Por cierto, Los artículos de "Cine de Espadas" no son solo estos dos. Hay algunos más, todos temáticos, entre ellos uno sobre cine asiático que igual te interesa.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...